La importancia de los idiomas en la hostelería

La importancia de los idiomas en la hostelería

España es un país que recibe anualmente a cientos de miles de turistas que quieren conocer todas las maravillas que tiene nuestro territorio. Sin embargo, no todos ellos tienen habilidades con el idioma, pues no todos los que nos visitan, son de habla hispana.

Según los informes estadísticos en el área de turismo, para el 2019 Reino Unido era el país de residencia de más de 18 millones de turistas que eligieron España como su destino, seguidos por Alemania y Francia con más de 11 millones de turistas de cada país. Por su parte, residentes de países como Bélgica, Italia, Portugal, Irlanda, Suiza y Rusia viajaron a territorio español en una cifra menor a los 5 millones, mientras que si hablamos de turistas latinoamericanos, la cifra es menor a los 4 millones.

Indiscutiblemente y teniendo estas cifras en mano, es fundamental que la hostelería española tenga dentro de sus servicios traductores para que aquellos que nos visitan pero que tienen la barrera del lenguaje, puedan disfrutar de todo lo que España tiene por ofrecer.

Según La Vila Traducciones (empresa dedicada a traducciones de tipo legal, turística, general, de páginas web y con servicios de intérpretes), la necesidad de que la hostelería española a gran y pequeña escala es fundamental para que los visitantes puedan comunicarse efectivamente, no solo en lo que se refiere a comunicación dentro de locales comerciales o puntos de interés turístico, sino también tomando en cuenta los puntos negativos de cualquier viaje, como resolución de problemas o accidentes.

Ya sea por cuestiones laborales o por mero turismo, el visitante que tenga barrera de idioma debe poder comunicarse con todas aquellas personas que lo atenderán durante su estancia, así como también debe poder entender todo aquello que los servicios le ofrezca. Por ello, la importancia de que la hostelería española amplíe los idiomas en los que se comunica, es fundamental para el crecimiento del turismo en el país.

¿Cuáles son los idiomas más solicitados en Hostelería y Turismo?

Cuando se trata de considerar qué idiomas es importante que se maneje en este rubro, es importante pensar en lo macro, ya que por lo general, mucha población que no habla castellano, tiene una idea de idiomas más universales. Es por ello que es casi una obligación que quienes hagan vida en la atención al visitante sepan otro o varios idiomas .

Para acceder a un puesto laboral en hostelería y turismo, el 46,20% de las ofertas de trabajo relacionadas con este rubro lo exige y dentro de este porcentaje, el 98,81% solicita inglés; el 10,41%, francés; el 11,74%, alemán; el 2,66%, italiano; el 2,12%, portugués, y el 11,80% solicitan otros idiomas, como chino, ruso o japonés.

Como podemos ver, el idioma más solicitado dentro del rubro de hostelería y turismo es el inglés, sin embargo, mientras más idiomas sepa una persona, será mejor valorado a la hora de encontrar un empleo en el área. Lo ideal sería que quienes vayan a dedicarse a la hostelería y turismo ya sea en pequeña o gran escala, tengan algo más que el nivel básico de inglés.

En España, los idiomas más solicitados para quienes tendrán contacto directo con el visitante son el Inglés, Francés y Alemán -como pudimos ver según los porcentajes-, por lo que una formación en estos idiomas facilita la entrada en la industria de la hostelería y turismo.

Pero ¿por qué es tan importante? La respuesta es simple, si una persona no puede comunicarse y sentirse cómodo en un lugar, no vuelve a él, ya sea por turismo o por trabajo, el visitante debe sentirse a gusto dentro de nuestras fronteras para que pueda regresar, lo que implica disminuir al mínimo la barrera del idioma.

Los idiomas en el turismo local

Cuando pensamos en hostelería y turismo, se suele pensar en las grandes cadenas hoteleras que por línea general ya están establecidas y tienen un nicho de clientes amplio, pero la realidad es que el turismo local también es fundamental para el crecimiento económico del país.

Ya sea que se trate de una pequeña posada o de una casa rural, lo ideal es que también se tenga conocimiento de los idiomas pues muchos turistas prefieren los lugares más pequeños, íntimos y cerca de las verdaderas tradiciones del lugar, por lo que para que estos pequeños negocios puedan mantenerse en el tiempo y atender de forma efectiva a sus usuarios, ofrecer sus servicios en otros idiomas es fundamental.

La misma premisa se aplica al turismo gastronómico, del vino o de aventura a pequeña escala, mientras mejor puedan estas pequeñas empresas con sus usuarios, mejor valoradas serán por ellos, lo que implica que los recomendarán aumentando así su cantidad de usuarios, permitiendo el crecimiento de la misma.

La figura del traductor simultáneo en la hostelería y turismo

En la industria del turismo no sólo se trata de proveer al visitante de un buen lugar para el descanso o de mantener las infraestructuras con la mejor calidad para recibirlos, sino también guiarlo de la forma correcta en su viaje ya sea por cuestiones laborales o por sus ganas de conocer otra cultura, y la figura del traductor simultáneo es una manera de ofrecerle lo mejor.

El traductor simultáneo es una persona que tiene un alto nivel de otro idioma y que puede acompañar a los turistas en sus diferentes paseos por el lugar. Esta figura es especialmente utilizada cuando se trata de museos o de turismo gastronómico, pues no es suficiente mostrar las obras o degustar la cocina española, sino que este debe contar la historia o los métodos de preparación, de forma que la experiencia del turista sea lo más positiva posible.

Se debe pensar en la hostelería y el turismo como una experiencia globalizada y que no depende únicamente del territorio a descubrir, ya sean montañas o playas, debe dársele al visitante una experiencia que abarque todo, buen transporte, facilidades de movilidad, puntos de interés, buen lugar de descanso, buena atención personalizada y un traductor simultáneo. De esta manera, nos aseguramos de dejarle un buen sabor de boca al turista.

La importancia de los idiomas en las páginas web o redes sociales dentro de la hostelería y turismo

Como hemos podido notar, es fundamental que el servicio de cara al cliente en la hostelería y turismo, permita la comunicación entre las partes sobre todo cuando existe la barrera del idioma. Pero esta necesidad no es únicamente para el contacto directo entre personas; sino que es prioritario que los portales web y las redes sociales lo tomen también en cuenta.

En la actualidad la búsqueda de hoteles, puntos de interés turístico, transporte, etc, se da de la mano de las redes sociales y portales web, por lo que si se quiere llamar la atención del extranjero a una cadena de hoteles o a una pequeña casa rural, una buena traducción en uno o varios idiomas, es fundamental. Así mismo, esto no debe hacerse mediante aplicaciones para traducir de forma automática, pues se pierde sentido y en lugar de ayudar, puede perjudicar tanto a la empresa como al visitante.

Puede parecer tonto o tácito que estemos comentando sobre esto, pero es necesario que el texto que se vaya a traducir se haga correctamente para evitar errores. Tener una traducción literal puede hacer no solamente que exista confusión por parte del visitante, sino que a largo plazo puede generar problemas en la empresa. Digamos que una traducción que no es la correcta en relación al costo de los servicios, puede ocasionar disputas entre el cliente y la empresa por cobros mayores o menores; en cuyo caso la responsabilidad no sería del cliente, sino de la forma errada de la comunicación.

Es por eso que la mejor recomendación es que ya sea una gran cadena hotelera o una pequeña posada, se cuente con traductores profesionales que puedan tomar el texto y hacer la traducción de la forma correcta, sin que pierda sentido y claridad, de manera que se minimicen los posibles problemas que puedan presentarse a la hora de la comunicación.

En definitiva, una comunicación efectiva es un factor importantísimo para el éxito en el sector del turismo y la hostelería, donde las expectativas de los clientes son cada vez más exigentes. Los indicadores de experiencia del consumidor, índices de la satisfacción del cliente, y las plataformas y canales de opinión pública, que los usuarios utilizan para narrar su experiencia a otros internautas, cobran cada vez más importancia.

Es importante entender que los clientes rara vez olvidan o dejan pasar las experiencias negativas, y por ello, las empresas necesitan minimizar los riesgos que las provocan, sobre todo en plena era digital en la que en un minuto pueden enterarse miles de personas gracias al uso de las redes sociales, que aunque son de gran ayuda para el crecimiento del negocio y la comunicación fluida con los usuarios, la capacidad de que una mala experiencia se convierta en viral puede hacer un daño irreparable, ya sea para una gran cadena o para una pequeña empresa.