Las energías alternativas, un negocio con mucho futuro

En la actualidad dependemos en gran medida de las energías fósiles para realizar nuestras actividades diarias, desde conducir hasta tener luz o escribir a lápiz ya que la materia prima de productos como estos proviene de prehistóricos materiales como el carbón o el petróleo. Todos estos elementos a los que les debemos parte del progreso que actualmente tenemos, poco a poco se irán agotando ya que las reservas de los mismos son limitadas, por lo que debemos ir adaptándonos a energías alternativas y más ecológicas como lo son la solar, la eólica o la biomasa.